Conmemoran al pionero del rock duro checo, Jiří Schelinger

08-03-2011

El sello Supraphon ha lanzado al mercado un triple CD con canciones de Jiří Schelinger. También una placa conmemorativa fue desvelada en Praga, en la casa donde el cantante pasó su juventud. El dueño de una de las voces checas más características habría cumplido el domingo 60 años de no haberse tirado en 1981 de un puente de Bratislava, ahogándose en el río Danubio. Su muerte sigue estando envuelta en el enigma.

Foto: ČTKFoto: ČTK ‘La Casa de las Palomas’, interpretada por la particular voz ronca de Jiří Schelinger, se convirtió en una canción inmortal checa. Las radios del país hasta la fecha ponen con frecuencia también otros de sus éxitos pop, como ‘Fresas Congeladas’ y ‘René, yo y Rudolf'.

Sin embargo, en los años 70, Schelinger fue, sobre todo, uno de los pioneros del rock duro en una Checoslovaquia comunista que trataba de silenciar cualquier tipo de música no convencional, según subrayó el experto Petr Korál.

Jiří Schelinger y František Ringo ČechJiří Schelinger y František Ringo Čech “Schelinger fue un rockero convencido y de haber podido, habría grabado sólo música rock, cuanto más duro, mejor. Sin embargo, los años 70 no eran propicios para hacer ese género musical. Por eso él protagonizó varios espectáculos televisivos y grabó algunos éxitos insulsos de aquella época. Era una cesión al régimen para poder hacer la música que le gustaba”, resaltó.

Nacido el 6 de marzo de 1951 en Bousov, el cantante inició su trayectoria con la banda Faraon para incorporarse luego en el grupo de František Ringo Čech, con el que editó tres discos. El tercero, y más rockero, titulado ‘A nosotros nos gusta’, fue lanzado en 1979.

A principios de los años 80, Schelinger empezó a trabajar en un nuevo álbum titulado ‘Terremoto’, inspirado en la obra de sus grupos preferidos, Black Sabbath y Deep Purple. Pero el 13 de abril de 1981 su vida terminó en las aguas del Danubio, según lamenta su compañero František Ringo Čech.

Jiří SchelingerJiří Schelinger “Él tenía la cara de Jagger y la mentalidad de Morrison. Y así terminó su vida. Colaborando con él viví la época más hermosa y de mayor reconocimiento de mi trayectoria. Sufrí mucho con su muerte. Jamás se ha repetido una era tan bella. Nos llevábamos muy bien, fue una conjunción perfecta. Dicen que los seres amados por los dioses mueren jóvenes, por desgracia”, expresó.

Nadie sabe qué pasó exactamente esa noche en la capital eslovaca, Bratislava. Dicen que Schelinger se tiró al río por un desafío por una mujer. El supuesto cuerpo del cantante de 30 años fue hallado un mes después de la tragedia, pero no fue reconocido por ninguno de sus familiares ni amigos. Ese hecho desencadenó un montón de especulaciones.

Foto: ČTKFoto: ČTK Hay quienes dicen incluso que detrás de su muerte estuvo la Policía Secreta del Estado, que seguía con disgusto las cada vez más estrechas relaciones entre el cantante y los representantes de la cultura alternativa.

Sea como fuere, la música del cantante sigue teniendo muchos fans hasta la fecha. Las ventas de los discos grabados por Schelinger superan el millón de copias. Algunos célebres rockeros del país, como Aleš Brichta y Dodo Doležal, grabaron 12 años después de su muerte el disco ‘Terremoto’, como tributo a Jiří Schelinger, que no pudo terminarlo.

08-03-2011